Cómo trabajar con una canción

Te invito a que sigas mi enlace resolverás todo aquí, Aprender música desde cero.

Aquí hay algunos consejos para como trabajar con una canción. El pre-coro, la progresión de acordes e identificación de un estado de ánimo son aspectos importantes a considerar.

También es importante encontrar una melodía pegadiza. Dependiendo del estado de ánimo y el tema de las canciones, puede ajustar la melodía para adaptarse a su propósito.

Para comenzar, encuentre el estado de ánimo de la canción e identifique el estado de ánimo que desea transmitir. Una vez que haya hecho esto, puede comenzar a crear su melodía.

Pre coro

El pre-coro es una sección de una canción que se coloca entre el verso y el coro. Puede ser una continuación del verso, o puede estar completamente separado.

Al trazar un pre-coro, el objetivo es proporcionar suficiente información para el oyente, sin crear demasiado ruido visual.

Un pre-coro tampoco debe tener líneas de doble barra o números de barra. Debería poder estar solo.

El pre-coro puede ser un conector emocional y lógico. Puede ser las mismas palabras repetidas cada vez, o puede ser algo nuevo.

De cualquier manera, la estructura melódica y las letras deben reflejar la idea principal del coro. Si su canción no tiene un pre-coro, puede que no tenga un coro fuerte.

Sin embargo, si el pre-coro es efectivo, es más probable que sus oyentes lo recuerden.

Un pre-coro debe ser lo suficientemente corto como para que el coro y el verso no se dominen entre sí. No debería ser más difícil que el coro.

Esto es para garantizar que el pre-coro tenga un propósito. No es un medio para mostrar tus habilidades de composición.

Si se usa correctamente, un pre-coro también puede servir al propósito de un puente. Este puente entre verso y coro es una gran transición y puede hacer que su canción suene aún más poderosa.

En el domingo Sunday Bloody de U2S, el pre-coro se usa como un puente entre dos estribillos. Un pre-coro no se considera un puente técnico, sino que es una sección corta de la canción. También tiene un gancho memorable.

Aumenta la tensión antes de ser lanzada. Sin embargo, no es una estructura de canción común. Una canción puede tener un verso-coro o un puente, pero el pre-coro es más común.

Progresión de acordes

Cuando trabajes con una canción, querrás usar una progresión. Las canciones más populares usan este tipo de estructura, incluido Let It Be By The Beatles y No Woman, No Cry de Bob Marley.

Otros ejemplos comunes de progresiones de acordes incluyen África por Toto y Monster Mash por Picket Boris.

La década de 1990 vio la introducción de las progresiones de acordes en la música popular, y muchos artistas populares como Aerosmith, Taylor Swift y los hombres en el trabajo comenzaron a usarlos.

La música más popular usa una clave importante porque tiende a sonar más optimista. Las llaves menores, por otro lado, tienden a sentirse misteriosas y tristes.

Sin embargo, ciertos acordes menores también se usan en progresiones optimistas, como el séptimo acorde menor, que es común en disco y jazz.

Pero cuando se trabaja con una canción, es esencial tener en cuenta que cada canción tiene su propio sonido y estilo únicos.

Cuando se trabaja con una canción, es importante usar la progresión correcta de acordes. Esto se debe a que una progresión de acordes sugerirá una emoción particular antes de que comience la canción.

Esto creará una canción más consistente y predecible. Y podrá incorporar cambios de acordes con más frecuencia y con más variedad.

También es importante recordar que la progresión es subjetiva. Si quieres escribir una canción que suene mejor, debes usar una progresión de acordes que tenga sentido.

En la música, no hay nada más aburrido que escribir acordes que no funcionan juntos. Ahí es donde entra una progresión de acordes.

Los acordes son simplemente colecciones de notas que son sonoramente agradables cuando se juegan juntos.

Los acordes son una parte crucial de la creación de música y, por esa razón, un compositor debe centrarse en crear una canción con una buena progresión de acordes.

Una buena progresión de acordes es un elemento clave que le dará a su canción su identidad única.

Identificar un estado de ánimo para una canción

El primer paso para analizar el estado de ánimo de una canción es identificar los elementos musicales clave.

La técnica de análisis de estos elementos se llama análisis de estado de ánimo de música. Se basa en algoritmos que analizan las diferentes frecuencias y componentes musicales.

En este artículo, veremos dos algoritmos de uso común. Estos algoritmos se llaman transformaciones rápidas de Fourier, y se utilizan para mostrar las cantidades de diferentes frecuencias en una canción.

Un estado de ánimo puede describirse como la sensación general que experimenta mientras escucha una canción.

Esto no significa necesariamente en qué te hace pensar la canción, sino en qué te pone. Hay diferentes estados de ánimo para diferentes canciones, que van desde felices hasta tristes, desde Lonely hasta Hopeful. Un estado de ánimo solitario es uno en el que el oyente se siente solo,

Mientras que un estado de ánimo esperanzado puede describirse como lo contrario.

El siguiente paso para trabajar con la música es determinar qué tipo de estado de ánimo tiene la canción.

Por ejemplo, una canción que es rápida e intensa podría ser optimista o triste, y viceversa. Las canciones que son lentas y calmantes tienden a tener un estado de ánimo más meditativo.

Estos estados de ánimo generalmente están representados por una canción con lanzamientos más altos que una canción con un lanzamiento inferior.

Excelente y magnifico articulo estarás descubriendo a través de este enlace infinidades de teoría y practicas, como aprender música desde cero.

Te invitamos a que sigas disfrutando todo el contenido que te enseñan el enlace ya que es un complemento de todo lo que se refiere a como trabajar con una canción, quedaras muy satisfecho ya que es muy rico y extenso este estudio sobre la música y canciones.

¿Te gusto? comparte con otros:

Leave a Comment